La UNR inaugura una nueva sede en Córdoba y Sarmiento
  • Compartir

02/08/2022

El viernes 5 de agosto a las 18.30 hs, el rector de la UNR, Franco Bartolacci, inaugurará la nueva sede de Sarmiento 784

Autor:
Redacción web

En este espacio funcionarán el Programa de Universidad Abierta para Adultos Mayores, cursos de la Escuela de Oficios y el Centros de estudio e investigación.

"Estamos muy contentos. Es un lugar estratégico que suma al proceso de recuperación del centro de la ciudad y lo hace jerarquizando espacios que para la Universidad son centrales, como son las áreas de adultos mayores y la Escuela de Oficios", adelantó Franco Bartolacci.

El espacio se encuentra emplazado en el microcentro de la ciudad, en una emblemática esquina, accesible a todos los medios de transporte públicos. Desde el ingreso por calle Sarmiento cuenta con una recepción, dos ascensores que ayudan a que sea accesible para todos, y amplias escaleras que llevan a los 5 pisos de aulas y oficinas.

El Programa Universidad Abierta para Adultos Mayores de la Universidad Nacional de Rosario es una propuesta pedagógica, cultural, inclusiva, gratuita y de calidad académica para la población adulta que tiene ya una década de historia, y es referente entre las universidades de Argentina. En 2021 participaron más de 3.200 personas en diversas propuestas de formación.

“Estamos convencidos de que la Universidad debe ser abierta, en diálogo con los actores de su tiempo y comprometida con ellos. Una de las herramientas de mayor importancia en esta dirección es el Programa de Adultos Mayores que se ha ido consolidando en estos últimos años. Hoy es un programa central y estratégico de la universidad”, comentó el rector de la UNR.

Por otro lado, en este espacio también funcionarán cursos de la Escuela de Oficios, un programa que puso en funcionamiento la UNR desde el 2021, que brindar herramientas de formación socio-laboral a partir de ciclos cortos de capacitación que generen habilidades y destrezas para la inserción laboral en las más diversas áreas, independientemente del nivel de escolaridad alcanzado por las personas que se inscriban.

“Queremos que la Escuela sea una puerta de acceso a la Universidad, un puente con el mundo del trabajo”, señaló Bartolacci y agregó: “Los cursos contemplan áreas de saberes propios de la Universidad, priorizan aquello que requiera el sistema productivo local y regional, e intentan recuperar oficios que se están perdiendo si no se transmiten a nuevas generaciones”.