Ómicron es la variante predominante a nivel mundial
  • Compartir

12/01/2022

En dos semanas la cepa pasó del 1,6 por ciento de los casos globales al 58,5 por ciento. Si bien es menos peligrosa que la Delta, es capaz de "evadir la inmunidad"

Autor:
Redacción web

La variante de coronavirus Ómicron es ya la predominante a nivel mundial, representando casi el 58,5 por ciento de los casos globales. Esta mutación llevó a aumentar considerablemente la transmisibilidad del virus que viene siendo la principal problemática a escala global.

Análisis realizados por la red global de laboratorios GISAID demostraron que tras más de 357 mil muestras recogidas en los últimos 30 días detectaron una presencia de 208 mil contagios de la variante Ómicron. En comparación hasta hace dos semanas solo se centraba en el 1,6 por ciento de los casos globales analizados en laboratorios, mientras que en la actualidad está presente en un 58,5 por ciento. 

A pesar de ser una cepa menos peligrosa que la Delta, la variante Ómicron es capaz de “evadir la inmunidad”. Es por esto que existe un riesgo de transmisión entre personas que se han vacunado y otras que habían transitado anteriormente la enfermedad logrando desarrollar anticuerpos. Por tal motivo la OMS insiste en los riesgos sanitarios que representa y continúan siendo muy altos, con capacidad de un aumento en las hospitalizaciones y muertes en poblaciones vulnerables. 

Se estima que se han superado los 2 millones de casos diarios en varias jornadas y aún no se ha confirmado un pico. Incluso la OMS reconoce que estos números podrían ser muchos mayores en la realidad, con elevadas cifras de contagios diagnosticados con autotest no reportados. 

Por otra parte, un departamento técnico del organismo indicó que las actuales vacunas podrían necesitar ser reelaboradas para garantizar su eficacia contra Ómicron y las futuras variantes del coronavirus. El grupo técnico dijo que consideraría un cambio en la composición de la vacuna y subrayó que las inyecciones deben ser más eficaces para proteger contra la infección.