Inseguridad: Plan de desarme voluntario
  • Compartir

03/05/2021

Se instalará un puesto móvil en la ciudad que recibirá las armas a cambio de incentivos que oscilan entre los $3 mil y $9 mil por arma entregada

Autor:
Redacción web

En un trabajo conjunto entre el ministerio de Seguridad de Santa Fe y la Nación, se desarrollan talleres de prevención ciudadana destinados a la entrega voluntaria de armas. El lunes se instalará el puesto móvil en Rosario que recibirá las armas a cambio de incentivos que oscilan entre los $3 mil y $9 mil por arma entregada. 

Los talleres se realizan en el marco del Plan Incluir, junto al programa Santa Fe Libre de Armas que promueve la Agencia Provincial de Prevención de Violencia con Armas de Fuego en conjunto con la Agencia Nacional de Materiales Controlados (ANMAC). 

El titular de la Agencia provincial, Lautaro Sappietro, destacó el trabajo que se viene realizando en escuelas, organizaciones sociales, barrios y junto a la fuerza policial en los talleres de prevención ciudadana “que es una política pública que vino para quedarse porque concientiza acerca de lo que es tener un arma de fuego”, declaró, y agregó que a partir del lunes 3 de mayo “se va a realizar la entrega voluntaria de armas, con un puesto móvil donde se reciben las armas y se entrega a cambio una remuneración en dinero a quienes realicen la entrega”. 

“Este trabajo lo realizamos desde la Agencia Provincial desde un triple enfoque. Por un lado fortaleciendo e impulsando las incautaciones y secuestros de armas de fuego; por otro lado concientizando a la sociedad civil sobre la importancia del desarme ciudadano para sacar armas de circulación; y finalmente a través de un fuerte nivel de control institucional de las armas propias de la institución policial” destacó Sappietro, y finalizó: “Con este control tripartito vamos a poder reducir la circulación de armas de fuego y evitar que ingresen a canales clandestinos”. 

Talleres de prevención ciudadana

Antes de cada entrega voluntaria de armas, se realizan instancias de taller, tanto presenciales como virtuales, con referentes de instituciones de la sociedad civil, escuelas, clubes, vecinales y organizaciones sociales. 

Se trata de tres instancias de taller. La primera es para informar sobre la iniciativa del Programa Nacional de Entrega Voluntaria de Armas de Fuego y Municiones, dependiente de la Agencia Nacional de Materiales Controlados (ANMaC). La segunda instancia de taller es sobre “Masculinidades armadas”, que trabaja la problemática de las armas de fuego desde una perspectiva de género. Finalmente, la otra propuesta es “Creencias que matan”, que apunta a desmitificar, a través de datos estadísticos, las creencias sobre la protección que puede brindar un arma de fuego frente a la inseguridad, por ejemplo. 

Plan de desarme ciudadano

En mayo, la Agencia Nacional de Materiales Controlados (ANMaC) y el Gobierno de Santa Fe, acercarán el Plan de Desarme Voluntario a los ciudadanos de Rosario, Venado Tuerto, Santa Fe Ciudad y Rafaela mediante múltiples puestos móviles. 

La participación en el Plan es abierta a todas las personas, sean legítimos usuarios o no, y a cambio, se brinda un incentivo económico. 

Los puestos móviles de la ANMaC funcionarán del 3 al 8 de mayo en el Club Caova (Rosario), Av San Martín 4989, del 10 al 15 de mayo en el Centro Veteranos de Guerra de Malvinas (Venado Tuerto), Saavedra 2104, del 24 al 29 de mayo en el Tiro Federal Argentino de Rafaela, Av. Aristóbulo del Valle 2065 y del 31 de mayo al 5 de junio en el Predio Ferial Santa Fe, Las Heras 2883. Todos en el horario de 8:00 a 13:00hs 

La planificación incluye la realización de talleres de difusión y capacitación destinados a la disminución del uso y proliferación de armas de fuego, la sensibilización acerca de los riesgos de tener armas de fuego y la promoción de una cultura de la no tenencia de armas de fuego. 

El programa, que fue relanzado en el 2020 en el marco del plan de acción de prevención de la ANMaC, tiene como objetivo reducir el circulante de armas en la sociedad mediante la entrega totalmente anónima y voluntaria de armas de fuego y municiones a cambio de un incentivo económico.

Dicho incentivo, oscila entre los $3000 y $9000, de acuerdo al tipo y grupo de arma de fuego al que corresponda. 

Las armas recibidas son inutilizadas en forma inmediata en presencia de quien realiza la entrega. Luego, son destruidas en forma definitiva.