"Esta nueva muerte da mucha bronca"

13/02/2020

Desde la Cámara de Taxis denuncian que no son escuchados por las nuevas autoridades de Seguridad y no ven trabajos en zonas apuntadas como peligrosas

Foto: Rosario Plus
Autor:
Redacción web

El asesinato del taxista Gerónimo Escobar en Centeno y Callao fue el detonante para el lanzamiento de una medida de fuerza de colegas y remiseros hasta las 6 de este viernes. Desde el sector se encuentran profundamente enojados con las actuales autoridades de seguridad por no haber sido escuchados en estos dos meses de gestión. “En esta zona se tendría que haber trabajado y no se hizo”, denuncian.

El tesorero de la Cámara de Taxis de Rosario (Catiltar), José Iantosca, manifestó en diálogo con Apuntes y Resumen: "Esta nueva muerte da mucha bronca. Se podría haber evitado si las autoridades policiales estuvieran más atentos con nosotros”. “Este ministro no tiene la culpa de la inseguridad, pero hasta hoy prácticamente no nos atendieron. La única vez que lo hicieron fue a través del secretario de Gobierno del Municipio, Gustavo Zignago, que hizo que se concrete la reunión”, afirmó.

El dirigente apuntó por ejemplo la esquina de Milán y Moreno. “A esa esquina la venimos denunciando desde hace unos meses y tenemos heridos de bala, varios con cuchillos u otras formas, y muchos robos. Se tendría que haber trabajado y no se hizo. No se trabajó, no se nos escuchó o se trabaja de una manera que no entiendo y no comparto”, manifestó.

La zona de Francia y bulevar Seguí también ya había sido denunciada con anterioridad. “No se trabaja y en esa zona no se puede entrar por vandalismo, robos o disparos. Si hay información, ¿la policía no sabía nada de esto?”, preguntó Iantosca. “La muerte se pudo haber evitado porque ya venimos hablando de los baleados, piedras o robos. ¿Qué hizo la policía? Ni siquiera nos atendieron. Esa es la bronca que tenemos, ¿qué es eso que te tiren a quemarropa sin robarte?”, recriminó. 

El paro de actividades se extiende desde las 10 de este jueves hasta las 6 del viernes. La medida de fuerza puede continuar por algunas horas, en el caso de que colegas de la víctima decidan acompañar al cortejo fúnebre. Comprende a todo el servicio de taxis y remises.