Informe Anual de Seguridad

14/11/2019

El ICLA publicó el diagnóstico y estimación del mercado del consumo interno de sustancias, narcotráfico, población carcelaria y encuesta de victimización de Rosario

Autor:
Redacción web

El Instituto de Cooperación Latinoamericana, dependiente de la UNR, presentó su Informe Anual de Seguridad. El trabajo consta de la exposición de datos recabados de diversas agencias gubernamentales y datos de una encuesta de victimización realizados por el equipo de gestión. La presentación estuvo a cargo del Lic. Andrés Rolandelli, Director del Programa de Violencia Urbana y Seguridad Ciudadana. De la misma también formó parte el Lic. Franco Bartolacci, rector de la Universidad.

En el trabajo quedan reflejados algunos de los contornos centrales que hacen a la problemática de la seguridad en Santa Fe. Allí se puede encontrar una estimación del volumen del mercado de consumo interno de algunas sustancias, la estructura y características de la población carcelaria y las prevalencias de consumo en sus diferentes niveles, entre otras cuestiones.

La población penitenciaria en la provincia viene en ascenso desde el 2007. A pesar de ello el salto más grande se produce entre los años 2015 y 2017. De 2007 a 2015 hubo una suma de alrededor de 900 personas, pasando de 2159 a 3027 personas. En 2016 la población carcelaria era de 3480 personas y en 2017, 4931 personas. Es decir que en dos años se sumaron algo más de 1900 personas.

El informe también muestra que al igual que el promedio nacional, más de un 70 por ciento de los detenidos de ese momento están en prisión por primera vez. Asimismo un 43 por ciento de ellos se encuentran en la franja etaria comprendida entre 25 y 34 años. También es alto el porcentaje de desocupados en la población carcelaria: 71 por ciento.

El trabajo del ICLA encuentra una caída en la cantidad de homicidios en la provincia y en el departamento Rosario. Después de los picos conseguidos en 2013 y 2014 comenzó una merma hacia el 2017. En contraposición, el departamento La Capital tuvo su pico en 2014, descendió en 2015, volvió a subir en 2016 y cayó fuertemente en 2017.

En cuanto al consumo de droga, el principal es el de marihuana en la provincia y el país. Esta tendencia es similar a nivel mundial. En Santa Fe cerca del 5,1 por ciento consume marihuana, lo que representa un total anualizado de 41,8 millones de dólares. En el caso de la cocaína de forma oficial alcanza al 0,4 por ciento, aunque se estima que puede llegar al 2 por ciento. Así el total anualizado alcanza a los 69,7 millones de dólares.

 

 

Al respecto, el diputado provincial Carlos del Frade afirmó en declaraciones radiales: “El estudio fue muy interesante, reunió distintas fuentes y tiene relación con lo que se había producido en 2012, que hicimos público en febrero de 2013. En aquel momento se movían en Rosario solamente 2 mil millones de pesos anuales de narcotráfico en cuatro grupos: Alvarado, Los Monos, Luis Medina y Los Pillines. Había 400 lugares de venta”. Además estimó: “Hoy los 9 millones de dólares mensuales serían algo como 540 millones de pesos al mes y 6 mil millones de pesos al año. Eso tiene más que ver con Rosario con la provincia”.

El legislador asimismo analizó: “Si el dinero del narcotráfico es comparado con el presupuesto anual de la Municipalidad estamos hablando de la tercera parte. Y con el presupuesto de la Provincia estás en un 2 por ciento. En la provincia hay cada vez bandas más grandes que salieron de Rosario y se instalaron en otros sectores de la provincia”. “Hay un desarrollo económico paralelo al legal, que se vuelca a otros negocios. Eso va con vínculos al lavado de dinero en futbol, mutuales, bancos, fundaciones, negocios inmobiliarios y lo que tiene que ver con el circuito grande. Y Por acá pasa el flujo de dinero más grande con las exportaciones. Frente a esa realidad concreta hay funcionarios de distintos niveles que miran para otro lado”, denunció.

Carlos del Frade ratificó una vez más que la solución no pasa por la represión sino que “pasa por la inclusión, poniendo trabajo, educación, alegría, cultura y deporte en los barrios”. “Los Ministerios de Desarrollo Social, Educación o Trabajo deben tener elementos materiales para ofrecer a los pibes de los barrios”, dijo y reprochó: “Todo lo demás es hacer el negocio desde el Estado a las empresas privadas que venden instrumentos de seguridad. Estamos convencidos que el narcotráfico está cada vez más metido en nichos de corrupción”

En tanto, apuntó datos oficiales que brinda el propio sistema financiero internacional. “Ellos admiten que el 40 por ciento de las finanzas del mundo está basado en el narcotráfico. La gran cuestión es el combate al flujo del dinero ilegal”, sostuvo. “Hay que identificar son los negocios ilegales que se comen la vida de nuestros pibes. Este negocio necesita del Estado y aleja la solución”, criticó.