">
Barco ebrio
home > Educación e Igualdad > Floriani: "Somos más universidad, con más institucionalidad"
Floriani: "Somos más universidad, con más institucionalidad"

15/11/2018

El rector Dr. Arq. Héctor Floriani visitó este jueves "Falso Vivo" y charló acerca de su vida, de la arquitectura de Rosario y la actualidad de la institución

El rector de la Universidad Nacional de Rosario, Dr. Arq. Héctor Floriani, visitó este jueves Radio Universidad. Allí fue entrevistado en el programa Falso Vivo, donde charló acerca de distintos temas. Entre otros trajo al presente su carrera estudiantil desde sus orígenes en Chaco; analizó la arquitectura de Rosario y valoró el progreso de esta casa de altos estudios.

Consultado por su proceso como estudiante, Floriani recordó: “Toda la escolarización primaria la hice en Chaco y el secundario en Santa Fe. Al terminarlo me vine a Rosario, primero a estudiar Psicología. En la mitad del secundario pensé en estudiar Arquitectura y previamente Ingeniería porque me fascinaba la idea de construir y la materialización de infraestructuras”. A pesar de ello, sus inicios universitarios no estuvieron abocados en esas carreras. “En algún momento de la infancia descubrí la curiosidad intelectual, el placer por saber. Ese costado intelectual me hizo creer en otro campo como Antropología y Sociolgía y terminé inclinándome por Psicología. Además, en el segundo año me anoté en Fisolofía”, dijo. “Pero al terminar el segundo año tuve un 'inside' donde tomé conciencia y reafloró mi interés por la Arquitectura. Si bien se me cayeron la Psicología y la Filosofía como vocación profesional, no así como curiosidad o intersés”, explicó.

El rector además comentó lo que fue su estadía en Paullina, Iowa, en el marco de un intercambio estudiantil durante su último año del secundario. “A través de la America Field Service viajé un año a Estados Unidos, en un intercambio internacional como constructor de paz. En los últimos meses de ese año se estrenó la conexión coaxil entre la telefonía de Estados Unidos y la Argentina, por lo que en ese tiempo no escuché la voz de mis padres y ellos la mía”, indicó y agregó: “No hablé en castellano practicamente en ese año. Fue un aprendizaje forzado”. Además de inglés, Floriani domina muy bien el italiano y se “defiende” en francés.

Respecto a la elección de una carrera al finalizar el secundario sostuvo que “se debería tender a un modo distinto de acceso a la formación superior”. “No es sano forzar a un chico de 17 años a que elija el recorrido entero. Hay sistemas más amables en ese sentido”, reconoció.

 

 

A raíz de su profesión, Floriani analizó la arquitectura de la ciudad. Al respecto detalló que “hay muy poco de finales del siglo XIX y hay buena arquitectura de este siglo y pico”. “Se reivindica en poco tiempo un planteo de características neoplásticas”, dijo e invitó a mirar el Palacio Fuentes, la “Bola de Nieve”, la sede central del Jockey Club y el Club Español. Por tal motivo no dudó en valorar: “Rosario es una ciudad interesante arquitectónicamente. Las construcciones hacen ciudad”.

 

 

En el último tramo de la charla, la máxima autoridad de la Universidad recordó la etapa del país en la que ingresó a la UNR: “Yo entré en 1973 durante un Gobierno militar, en pleno proceso preelectoral y con una violencia real y latente”. “Era un joven extremadamente inquieto en lo intelectual y lo político. Fueron dos años complejísimos y creo que eso impactó en mi sensibilidad porque siendo un chico de 18 años, a pesar de mi inquietud personal, empecé a sufrir esa situación caótica y peligrosa”, recordó. “Creo que en alguna medida mi anterior vocación por la Arquitectura tuvo que ver con el anclaje en un campo un poco más seguro”.

Floriani no titubeó al afirmar: “Hemos mejorado extraordinariamente. Creo que es una Universidad que no ha vivido en vano todo este tiempo porque somos más Universidad, tenemos más institucionalidad y 35 años de recuperación de institucionalidad democrática, republicana”. “El presidente Alfonsín decretó la normalización de todo el sistema universitario poco después de su asunción. Por eso no tuve experiencia de universidades autogobernadas hasta la recuperación democrática, después de la siguiente dictadura. El autogobierno y la institucionalidad universitaria se recuperó por voluntad y compromiso de Alfonsín y en un par de año se normalizó", recordó.

“Son 35 años que estamos ejerciendo según las enseñanzas de la reforma y con la institucionalidad democrática universitaria, el autogobierno. Hemos mejorado muchismo pero todavía hay muchisimo para mejorar”, indicó. “La sociedad argentina con algunos matices e idas y vueltas ha seguido apostando y la resultante es claramente positiva en este período. Hay grandes avances”, remarcó.