Dr. Smooth
home > Política y Ciudadanía > Aprueban el proceso de salvataje de Oil Combustibles
Aprueban el proceso de salvataje de Oil Combustibles

11/04/2018

El juez a cargo del concurso preventivo aprobó el proceso de salvataje de la compañía. Los 600 trabajadores podrían volver a trabajar en la empresa de Cristóbal López

El juez en lo Comercial, Javier Consentino, a cargo del concurso preventivo de Oil Combustibles, aprobó el proceso de salvataje de la empresa. Ésta era una de las posibilidades esperadas por los trabajadores que así podrían volver a trabajar en la misma. De los 600 empleados con los que cuenta la firma, 260 lo hacen en la refinería ubicada en San Lorenzo.

Los administradores de la empresa de Cristóbal López presentaron un pedido de apertura del salvataje luego de que la AFIP requiriera la quiebra. La compañía presenta una deuda impositiva de 8 mil millones de pesos. Si bien esta figura no está contemplado para casos de presuntos fraudes, los administradores solicitaron esta habilitación. Tras el fallo se frena la posibilidad de que los acreedores se queden con una empresa que no puede pagar sus deudas.

La resolución judicial que habilita el proceso conocido como “cram down” surgió luego de que el propio magistrado enviara fuerzas federales a custodiar la refinería y el puerto, a raíz del riesgo de daño ambiental advertido por los empleados y el sindicato. "La ausencia de presentación de tales conformidades no implica de manera indefectible e inmediata la quiebra para ciertos deudores concursados, sino el ingreso en el procedimiento de salvataje que tiene por objeto permitir la reorganización de la empresa sin liquidación manteniéndola en actividad en el mercado", explicó en su presentación.

Del mismo modo Cosentino estimó que habilitar esta figura resultará “en beneficio de los acreedores, quienes en mayor o menor medida suelen ver frustrado el cobro de sus créditos en la quiebra”. Asimismo consideró que es “una aplicación más del principio de conservación de la empresa”. En tal sentido aclaró que “no puede apartarse de lo ordenado, y en todo caso la AFIP, que se ha expedido en torno a la necesidad de disponer la quiebra sin más, puede hacer efectiva su pretensión como acreedor postconcursal por la vía sumarísima” y así pedir “la quiebra en el marco de la Ley de concursos y quiebras, cauce legal adecuado a tales fines”.

El juez ordenó extender la intervención hasta que el procedimiento finalice y la firma deberá presentar un detallado plan de gestión y un informe sobre la misma. En torno a la deuda postconcursal de 1540 millones de pesos, planteó que deberían cancelarse en un plan de 12 cuotas mensuales. El fisco le reclama a Oil Combustibles 19 mil millones de pesos.