La discoteca del Sereno
home > Ciencia y Calidad de Vida > Advierten que la contaminación por plástico del río Paraná "es preocupante"
Advierten que la contaminación por plástico del río Paraná "es preocupante"

04/04/2018

Un estudio realizado por científicos del Conicet reveló que la presencia de plástico está por encima de los niveles internacionales admitidos

Los resultados del estudio están por encima de lo esperado.

Un estudio realizado por científicos del Conicet y de la Universidad Nacional del Litoral (UNL), publicado en la revista internacional "Environmental Monitoring and Assessment", evidenció un problema que no es nuevo, pero que con el paso del tiempo se acentúa: la contaminación por plástico del río Paraná, especialmente en la laguna Setúbal y en la costa de Paraná.

Mediante la investigación iniciada en 2016 registraron una media de 96 botellas por km. sobre su margen, lo que implica una de las mayores concentraciones en aguas continentales del mundo. También detectaron la presencia de micro-plásticos (fragmentos menores a 5 mm), los cuales serían ingeridos por peces y aves acentuando el problema.

El investigador del Conicet y autor principal de la investigación, doctor Martín Bletter, habló con ABC Universidad sobre la gran cantidad de residuos plásticos que se encontraron en las zonas analizadas. "La contaminación por plástico en el río Paraná es enorme. Los resultados del estudio están por encima de lo esperado y están situados por encima de los niveles internacionales admitidos. Estamos en una situación grave", remarcó.

Para determinar la concentración de residuos plásticos, los investigadores Blettler, María Alicia Ulla, Ana Pía Rabuffetti y Nicolás Garello, en colaboración con ONGs locales y grupo de voluntarios, recorrieron la zona a bordo de kayaks y piraguas. Tomaron muestras y las analizaron con balanzas de alta precisión, microscopios y espectrofotómetros.

Además de detectar numerosas botellas por km, también recolectaron y cuantificaron una gran cantidad de envoltorios de alimentos, bolsas de polietileno y empaques de electrodomésticos. Y contabilizaron más de 700 fragmentos diminutos de plástico por metro cuadrado. “Esto sugiere un grado avanzado de deterioro ambiental”, subrayó Blettler.

“Todos estos residuos son de origen doméstico y de uso cotidiano. Y nos alertan sobre el rol que nos concierne como ciudadanos ambientalmente responsables”.

“Las consecuencias a nivel humano no están del todo claras todavía y no son del todo conocidas. Pero yo creo que en estos casos hay q hacer una reflexión que va más allá de lo científico y va también por sentido común”, concluyó el científico.