Radioactividad
home > Ciencia y Calidad de Vida > “Es un momento glorioso en la historia de la medicina”
“Es un momento glorioso en la historia de la medicina”

30/07/2015

El Dr. Fernando Bessone detalló los importantes avances que se dieron en materia medicinal y el progreso en los tratamientos contra los virus de la hepatitis

Dr. Fernando Bessone, especialista en gastroenterología y hepatología.

El pasado 28 de julio se celebró el día mundial de la hepatitis con una exitosa campaña en la Plaza Montenegro que llevó la adhesión de más de 1000 rosarinos. El programa ABC Universidad realizó un balance sobre la situación actual que atraviesa la enfermedad. El Dr. Fernando Bessone, docente de la carrera de gastroenterología de la Facultad de Ciencias Médicas de la UNR diferenció las distintas clases de hepatitis y explicó los métodos de prevención.

Hoy la hepatitis B se transmite en su mayor porcentaje por relaciones sexuales sin protección, en  discrepancia del virus C que se pasa principalmente a través del contacto de sangre con sangre. Y es mucho más fácil de erradicar el germen, en contraste con el virus b, donde se trata pero no se elimina del cuerpo.

Si bien este tipo de infección es la causa número uno de trasplantes en el mundo, afortunadamente entre el 95% y el 100% se puede curar. A tal nivel que el doctor aseveró: “Hoy podemos rescatar personas con cirrosis descompensada”.

En el  año 2002 empezaron las investigaciones sobre las  denominadas drogas de efecto antiviral directo. Pasaron más de once años hasta que depuraron las moléculas y le quitaron algunas partes que eran cardiotóxicas. Y en el 2013 se aprobó en Estados Unidos la primera de estas  potentes drogas. “Este virus se descubre en el  año 89 y estamos en 2015 y ya la dolencia está curada. Para una enfermedad viral crónica esto es realmente un suceso” afirmó el profesional.

Bessone  agregó: “Desde que se contagia pueden pasar dos meses hasta que se hace la enfermedad”. Es un padecimiento silencioso, ya que el 90% de los casos no siente síntomas; el paciente ni se entera. Cuando estos aparecen la enfermedad ya está avanzada.

Las situaciones de contagio son innumerables en la vida cotidiana. El 40% de las personas que acuden al consultorio ni recuerda donde se pudo haber contagiado. No existe diferencia en la afección de hombres o mujeres. Damnifica a ambos sexos por igual, a cualquier edad.

El contagio prenatal de madre a hijo es muy bajo en el virus C. Todo lo contrario ocurre en el virus B, donde el índice de infección es casi un hecho.

Gracias al avance de la medicina en general, los tratamientos y las drogas tienen un alto grado de efectividad; y existe un método preventivo que abarca los diversos tipos de hepatitis. Es una vacuna barata de tres aplicaciones, que se puede recibir a cualquier edad. Y tiene una duración de diez años. Ante cualquier inquietud se recomienda consultar al médico.